sábado, 21 de julio de 2012

HASTA LA VICTORIA, SIEMPRE..............

Solo silencio. Detrás de amurallados muros ya no hay fantasmagóricos ruidos de cadenas ni secos gritos autoritarios dando órdenes antes del festín de sangre, solo quedó flotando el retumbar sordo de los gritos de dolor de los torturados. Son los muros de los campos de concentración que todavía encierran llantos de desesperación de jóvenes estudiantes violadas, ultrajadas. Llantos de madres y sus gritos desgarradores mientras les arrancaban a sus hijos de las entrañas para ser entregados en solemnes rituales a las mujeres de otros torturadores. Todo en las sombras, en la oscuridad, cómplice involuntaria de tanto espanto. Solo silencio en las mazmorras de la feroz dictadura. Ya no se escucha el deambular de las botas que producían terror cuando se detenían detrás de una celda, ese instante era el comienzo del calvario para la víctima elegida; primero la capucha para aumentar el pánico, después el maltrato y las burlas antes del descarne de la victima, luego el chasquido de la picana en las garras ensangrentadas del verdugo. Todo en un ritual morboso y enfermizo. No se privaron de los abusos sexuales, ni del gozo de ver morir gente en el rito satánico del "submarino", ni del asesinato de vidas jóvenes, ni de la misa de los domingos. De nada se privaron los amos de la muerte, los inquisidores del siglo veinte. De nada se privaron, ni de arrojar al mar a sus victimas aun con vida con la bendición de la Iglesia, como corresponde. Un plan supremo los incluyo en la planificación escabrosa de masacrar todo intento de resistencia al saqueo de nuestras riquezas; se robaron bienes, vidas, empresas. En el nombre de intereses patrióticos se entrego la patria, se instauro el miedo como forma de domesticación, de sometimiento. Fuimos campeones mundiales de fútbol. Fuimos derechos y humanos. Los diarios apoyaron con sus titulares y los premiaron con el monopolio de la producción del papel. Fue una orgía de sangre camuflada en las noticias, cada crimen se transformo en un enfrentamiento, cada reclamo en un acto subversivo, cada periodista que alzó su voz en un agente al servicio de intereses ajenos al sentir nacional. Miedo silencio y prensa fueron utilizados por los grupos de tareas en siniestras cacerías humanas. Fauces hambrientas devoraron sueños, ilusiones y un país mejor. Donde hubo rejas, tortura y horror, nacen centros culturales. Donde hubo crímenes, nace la justicia negada a los prisioneros. Donde hay un desaparecido hay una madre que exige juicio y castigo. Donde falta un nieto hay una abuela esperanzada en el reencuentro. Nacieron miles de flores después del genocidio, seguirán naciendo y multiplicando en millones de voces de la mano de la memoria, de los derechos humanos, de la justicia. De la mano del pueblo, que unido, jamás será vencido Es imposible detener el flujo de las aguas, o la fuerza del viento o las ansias de una nación que busca la verdad , que trabaja por un destino de libertad, igualdad y justicia social. Mientras haya un desaparecido habrá quien lo reclame, mientras falte un nieto habrá una abuela buscándolo, mientras exista una necesidad estaremos exigiendo un derecho. Nuestros muertos nos guían, nuestra memoria está intacta, nuestras convicciones son las mismas. Nuestro compromiso militante no se agota en las tapas de un diario cómplice. Seguiremos luchando, hasta la victoria, siempre…………..
 Raul Ludueña

miércoles, 18 de julio de 2012

LOS ANGELES VIENEN MARCHANDO.............

Suena extraña la política por estos días. Se parece a esas tormentas que se acercan lentamente pero que nos auguran un aguacero seguro. Podríamos decir que el epicentro es Scioli o Moyano. Un relámpago a lo lejos, algún trueno difuso pero amenazante, todos síntomas de la misma perturbacion. Una declaración de incondicionalidad y una foto con Mauricio Macri, un pedido de ayuda y una foto con Moyano. Así opera Scioli, pareciera que la ansiedad aqueja tanto a uno como a otro: Scioli y Moyano muestran los desacoples psicológicos que produce la cercanía de las elecciones. Moyano desnuda un cierto resentimiento y algo de misoginia, Scioli cree que esta es su oportunidad, azuzado por el multimedios que necesita un gobierno dócil para mantener los privilegios. Como tantos otros se prueban la ropa que suponen dejara Cristina, de esa manera se esfumaron las apetencias de unos cuantos; oficialistas y opositores. No es bueno contar cadáveres antes que termine el combate. Macri no habla, no aparece, no gestiona, no se sabe de su paradero. Para menesteres relacionados con la comunicación está Vidal, por lo menos articula mejor las palabras que victimizan al alcalde. Para eso la usa. Mientras estas primeras gotas salpican la arena política un grupo de legendarios se va acercando para intentar recoger alguna migaja si se diera la oportunidad. Son reservistas del fracaso, cargan con viejos resentimiento a la espera de alguna oferta que los devuelva a la actividad. Allí estaban y de allí los expulso el pueblo por una propuesta indecente: volver a los noventa. Como los perros que miran el asado que les esta prohibido, algunos nombres casi olvidados otean las rencillas de los que están en el ruedo. Tienen la esperanza que un silbido les diga que hay un hueso para ellos, siempre fueron serviciales, con una palmada y algo de prensa se conforman. Sin pudor se arriman al fogón intentando pasar desapercibidos. Das Neves, De Narvaez, Duhalde, los hermanos Saa, De la Sota, son pequeñas muestras de desterrados que están al servicio del mejor postor esperando un milagro. Hay muchos otros que tienen la virtud de la araña: el silencio y la paciencia. Saben que no es momento de hacer bulla, son temerosos del castigo por un acto de osadía fuera de tiempo o tal vez el amo les pidió discreción por el momento. Nuestra presidenta avanza imparable, inaugura tecnopolis, entrega la computadora número dos millones, otorga créditos blandos que le solucionaran la vida a miles de argentinos, negocia el precio del gas con Bolivia y para que nada quede bajo una alfombra oscurantista nos lo comunica por cadena nacional, para el rencor de algunos y la alegría de muchos. Así las cosas por estos extraños vericuetos que tiene la política. Moyano, el aliado de ayer hoy es opositor, perdió el olfato y se sienta maquillado a servir al periodista que lo desprecio, desde ese espacio muerde al gobierno que más hizo por los trabajadores. Scioli se parece cada día mas a Macri, pero por ahora no le da el cuero para jugar la individual. Macri no existe, por más que Vidal insista. Los demonios, confinados a la hoguera eterna del olvido estan atentos e inquietos, disfrazados de Ángeles ya vienen marchando.

sábado, 7 de julio de 2012

¿INSEGURIDAD O TITULARES DE LESA HUMANIDAD?

¿ INSEGURIDAD O TITULARES DE LESA HUMANIDAD? 

Raul Ludueña

Son viejos fantasmas, los de siempre, los que disimularon sin disimulo los medios cómplices de la sangrienta y feroz dictadura de los setenta.
Son los mismos, lúgubres fantasmas que llevamos guardados en nuestra memoria desde aquella era de plomo, cuando nos convirtieron en blanco móvil por portación de convicciones.
Zurdos, terroristas, subversivos, eran las etiquetas que disparaban la orden para desaparecer o asesinar a quienes soñábamos con un país más justo, más igualitario.
Miedo, muerte, desaparecidos, caos económico, fueron palabras secuestradas y prolijamente reemplazadas por “enfrentamiento”, “bajas”, “ajuste”, “tablita cambiaria” y tantas otras. Todo en letra de molde para construir una realidad que ocultara la masacre utilizada para domesticarnos. Ayer y hoy, el mismo relato a medida de las grandes corporaciones en boca de los mismos siniestros personajes, la misma técnica para intentar paralizarnos.
Desde las cloacas editoriales del monopolio mediático nos quieren inyectar el mismo veneno; desparraman un vaho tóxico que idiotiza las mentes débiles y excita las mentes interesadas. Miedo, inseguridad, corrupción son palabras que en la era de plomo fueron guardadas celosamente para proteger las atrocidades de los secuaces de los grandes diarios. Hoy aparecen en portadas con títulos catástrofe y son sistemáticamente replicadas por los canales del grupo económico-editorial.
Una y otra vez repiten hechos sangrientos por las pantallas de televisión, tratando de esmerilar un gobierno Nacional y Popular, intentan retrotraernos a nuestras peores pesadillas como nación. La violenta tropa que los sigue grita exigiendo seguridad golpeando caros cacharros, son mínimos grupitos histéricos con máxima exposición periodística.
También nosotros exigimos seguridad, exigimos sin cacerolas pero con convicciones. Seguridad para nuestros niños que son explotados en establecimientos rurales de Misiones, Chaco, Tucumán y a lo largo de todo nuestro territorio. Según la UNICEF cerca de un millón y medio de menores trabajan de manera esclava en nuestro suelo. Nunca una cacerola se abolló por ellos.
Exigimos seguridad para que nuestros hijos, porque son hijos de todos, no sufran daños físicos, psicológicos, falta de educación, de juegos, de esparcimiento; vitales para un correcto desarrollo que les permita crecer con expectativas de una vida digna. En estos casos las cacerolas son sordas, ciegas y mudas.
Exigimos seguridad para las madres- niñas, violadas,ultrajadas. Para las muertes antes del año de vida que pueden ser evitadas. Exigimos seguridad para la gente en situación de calle, para los chicos que duermen en las estaciones de trenes y son prostituidos, maltratados por un plato de comida que mitigue el hambre que los pegamentos ya no pueden calmar.
Claro que exigimos seguridad que nos abarque, esa que se logra con educación, salud, vivienda para los sectores de menores recursos.
Esa es la seguridad que merece un concierto de campanas y no pequeñas abolladuras de quienes pretenden, a través del teflón, comprar Dólares a expensas del deterioro del país.
Esa es la seguridad que nos merecemos, no la de los titulares de la prensa cipaya. No la de los titulares de Lesa Humanidad.

SIEMPRE ESTARAS EN NUESTRO CORAZÓN , COMPAÑERO........

SIEMPRE ESTARAS EN NUESTRO CORAZÓN , COMPAÑERO........
GRACIAS POR LO QUE NOS DISTE, SOS UN EJEMPLO A SEGUIR.......